EL MISTERIO DE SALEM´S LOT

Publicado: septiembre 27, 2014 en TELEVISIÓN
Etiquetas:, , , , , , , ,
lot

Fotograma de la cabecera de la miniserie

         ¿Cree que una cosa puede contener el mal en sí misma?. Así rezaba la primera frase de la promo que nos vendía un producto terrorífico, basado en una novela de Stephen King (su segunda novela), y que nos dejaría pegados a los asientos e impactados durante mucho tiempo.

         El Misterio de Salem´s Lot es una “rara avis” que se concibió como una miniserie de varios capítulos  (posteriormente tendría una versión para cine) y que en España se emitió un mes de septiembre de 1985. La serie se estrenó en Estados Unidos en 1979. Ya sabemos que aquí, durante muchísimo tiempo, ha llegado todo con retraso de años; y lo que nos parecía moderno, entonces, ya llevaba años rodando por ahí fuera.

            Si no fuera porque Tobe Hooper dirigió este proyecto, quizás el mismo hubiera pasado sin pena ni gloria. Este joven director venía de crear una leyenda en el cine de terror al haber dirigido La matanza de Texas, obra maestra e historia del cine de terror. Y ante eso solo queda rendirse a sus pies.

David Soul

David Soul

El protagonista de la miniserie es David Soul, sex symbol de los 70 que protagonizó junto a Paul Michael Glaser una serie mítica de los 70, Starsky y Hutch. Rubio, atractivo, y que, incluso, llegó a editar discos como cantante. Su club de fans sigue en activo y aumentando en número de seguidores. Aún hoy.

 Su interpretación es un poco básica pero efectiva. Tobe Hooper sabía dónde se metía y, a pesar de contar con un buen presupuesto de cuatro millones de dólares, sabía que no podía destacar nada y debía hacer que todo el conjunto resaltase. Aún así, el reclamo de este actor famoso de la época funcionó para dar un buen respaldo a la miniserie.

Barlow, el vampiro maestro

Barlow, el vampiro maestro

La revisión posterior de este, ya, clásico televisivo no supera el paso del tiempo en algunos aspectos.

 Los efectos especiales dejan algo que desear…pero es suplido con un buen maquillaje y caracterización. Los vampiros son más terroríficos, tienen un color de piel mas azulada. Barlow, el vampiro maestro, homenajea al Nosferatu de los años 20, aunque parezca más un pitufo. Los colmillos son curvados, tienen unos penetrantes ojos amarillos, y actúan como verdaderos zombies.

            He de reconocer que la novela de Stephen King no la he leido, y no sé hasta qué punto la serie es fiel a sus preceptos y contenidos. Algo que, en su momento, pasó desapercibido para mí y que ahora, en una revisión catártica, he podido constatar es el tratamiento que se hace de la mujer en esta serie. Todo hay que contextualizarlo, claro está, ya que estamos en los años 70, y en Estados Unidos. Destaco dos situaciones que me han impactado a posteriori sobre el tema:

          1-  El protagonista de la serie conoce a una chica en un parque, ella está leyendo uno de  sus libros (él es escritor) y entablan conversación anodina. Al minuto él la invita a cenar alo que ella accede y le dice que le gusta (así, sin anestesia) y pronuncia la gran frase: “Mujer moderna y agresiva, parcialmente liberada, declara sus sentimientos. ¿Hace eso que te sientas incómodo?”. Tal cual. Ahí lo dejo.

           2- El segundo momento es más controvertido pues nos adentraríamos en el mundo de la violencia de género. Una de las actrices secundarias es caracterizada como una mujer ”suelta” digamos, que trabaja en una inmobiliaria y tiene un jefe (apuesto él) de su edad. Esta mujer tiene un marido gordo, que ve deporte por la tele y bebe cerveza sin parar. Es ella la que llega a casa y  propone mantener relaciones con su marido (situación idílica para cualquier macho alfa), el cual rechaza por la cerveza y la televisión. Quizás esta sea la excusa para mantener una relación paralela con su jefe. El marido sospecha. El marido acaba pillando a los amantes con las manos en la masa. El marido echa al amante con una escopeta. El marido cierra la puerta y golpea y abusa de su mujer. Cuando el pueblo está infestado de vampiros y ellos deciden abandonar el lugar el plano del marido conduciendo y ella, sumisa, con la cara amoratada, dice más que todo lo que pueda contar aquí.

            Tras este inciso complementario, he de decir que la serie transmite mucha intranquilidad. Tobe Hooper, como hiciera en La matanza de Texas, es capaz de crear situaciones asfixiantes e impredecibles. Se recrea en planos muy largos produciendo esa sensación de “no pasa nada” utilizando los primeros planos aguantando miradas para llevar al espectador al extremo de la desesperación y alterando la sensación de seguridad solo con el uso del tiempo en los planos.

            Era septiembre cuando emitieron la serie en España,  y mis padres estaban en la terraza tomando el fresco mientras en la televisión del salón comenzaba esta miniserie de terror. Quedé hipnotizado. Quedé aturdido. La sublime secuencia del niño visitando a su hermano a través de la ventana quedará marcada a fuego como una de las secuencias más impactantes en mi retina. No pude dormir en mi habitación durante casi toda la noche, e incluso, acabé intentando dormir debajo de la cama de mis padres (sin que se dieran cuenta me colé allí) con escaso resultado. Impagable la reacción de mi madre cuando se percató de que estaba debajo de su cama…pero eso es otra historia. Y no de terror precisamente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s